El escritor Eduardo Mendoza – Presenta ‘Transbordo en Moscú’

Siempre por razones ajenas a su voluntad, Rufo Batalla viaja a Londres, Nueva York, Viena y Moscú, y se enfrenta a situaciones insólitas

[Cultura – Literatura / Barcelona Eventos]

 

La Casa del Llibre, Barcelona
Presentación de ‘Transbordo en Moscú’ del escritor Eduardo Mendoza
Rueda de prensa vía Youtube
9 de abril de 2021

Con las aventuras de Rufo Batalla de ‘Transbordo en Moscú’, editado por Seix Barral, Eduardo Mendoza, finaliza la trilogía que empezó con ‘El rey recibe’ (2018) y continuó con ‘El negociado del yin y el yang’ (2019).

En esta última entrega, parece que Rufo Batalla se encamine a una plácida existencia cuando contrae matrimonio con una rica heredera. No obstante, no consigue olvidar al príncipe Tukuulo y a su exquisita esposa.

La agitada transición política española ha dado paso a una prosperidad económica que parece destinada a no tener fin.

Mientras, la caída del muro de Berlín culmina un proceso de transformación que presagia el descalabro de la URSS, y de repente lo que parecía una locura, la conquista del reino de Livonia, se vuelve posible.

Siempre por razones ajenas a su voluntad, Rufo Batalla viaja a Londres, Nueva York, Viena y Moscú, y se enfrenta a situaciones insólitas, obligado a desempeñar papeles que nunca habría elegido.

Pero cuando descubre que el servicio de inteligencia soviético anda tras el príncipe Rufo, se dará cuenta de que la vida familiar y la de agente secreto no son fáciles de compaginar.

El escritor Eduardo Mendoza, apoya su historia en veracidad documental y en escapadas a la fantasía, y lleva a sus personajes hasta finalizar el año 2000, que también es final de siglo.

 

Lo que cuenta Eduardo Mendoza 

El escritor Eduardo Mendoza, explica: “Con este libro temina la trilogía, aunque durante un tiempo estuve dudando si iba a ser una trilogía de cuatro o de seis libros.

Pero aquí acaba, en la tres. He visto que finalizar en el último dia del final del siglo XX cumplía mis objetivos. Quiero recordar que al principio, cuando empecé a publicar esta trilogía, insistí mucho en que no era una autobiografía, pero si que era un recorrido por mis experiencia personales.

En este tercero, cambio de registro y digo que es bastante autobiográfico, porque aunque todas las anécdotas que suceden no tienen nada que ver conmigo, el personaje si es muy parecido a mi en todos los aspectos”.

 

Un libro más autobiográfico

“Hay varios factores, como siempre en todo lo que sucede, que han hecho que este libro sea más autobiográfico que los dos anteriores. Uno es que el personaje evoluciona hacia la madurez, y por lo tanto el personaje se va pareciendo más a la persona que escribe el libro.

En los primeros, evoco una época de bohemia, de aventuras de incertidumbre y fantasías. En este caso hablo de lo que coincide más con la vida real:

El asentamiento, la formación de una familia, la aceptación de compromisos personales, una vida más sedentaria y mas reflexiva.

Hay otro factor que solo ahora, hablando del libro ya como algo pasado, del que me he dado cuenta, y es que lo he escrito en buena parte, en una época de confinamiento, más sedentaria, más reflexiva, en la que no hemos salido mucho de casa.

No hemos tenido tanto contaco con el mundo exterior y esto ha hecho que el libro sea más cerrado en si mismo. Además, al ir acercándome al presente, lo tengo mas presente, literalmente”.

 

Porqué la trilogía finaliza al acabar el siglo XX

El autor comenta que está bien que la trilogía acabe el último día del siglo XX ya que es la época en la que él más ha vivido. “Pensé ‘dejemos que el siglo XXI lo cuenten los que han nacido a partir del primer día de este siglo’.

Con el siglo XXI empieza una época distinta. Con él llegó la informática y todos fuimos incorporando el ordenador en nuestra vida.

Creo que este siglo comienza en el momento en que todos llevamos un móvil en el bolsillo y nos podemos conectar en cualquier momento y en cualquier lugar. Es una época en la que la dependecia de la inteligencia artificial es fundamental.

El siglo XX fue el de la cabina, el de cambiar monedas para llamar por teléfono, el del ‘te llamaré cuando llegue a casa’, el del ‘déjalo en el contestador’; el de la máquina de escribir, el lápiz y el bolígrafo… y todo eso se borra al cambiar de siglo.

El siglo XX vio desaparecer las grandes ideas de cómo debía funcionar la sociedad y ahora vivimos en una época en que la sociedad no sabemos como funciona, y se deja llevar por la corriente procurando no chocar con los arrecifes”.

 

Literatura de espías

«El personaje Rufo, a lo largo de la trilogía, ha desarrollado una evolución literaria de mis gustos y de mis aficiones», asegura Eduardo Mendoza.

«Esta obra es un homenaje a la literatura de espías que coincide con la evolución de la situación. Hasta entonces la búsqueda del reino perdido y la conquista del trono de Libonia no pasaba de la fantasía del proyecto, en este momento tiene visos de viabilidad y entra en un terreno mucho más oscuro y práctico.

Tenemos un personaje que dice: ‘Este príncipe no tiene ninguna importancia, es un mequetrefe, pero podria ser utilizado para fines prácticos importantes. Él puede hacer cosas y ser utilizado por otro’.

Y aquí entramos en una trama mucho mas complicada en la que parece que hay movimientos, secuestros, asesinatos e intrigas internacionales».

 

Mendoza, gran lector de novelas de espías

«Soy un gran lector angustiado de novelas de espías porque hay menos de las que necesito. La novela de espías es muy escasa, porque es verdad que la época de los espías es muy corta y termina.

Hubo un momento en que los espías se quedaron todos en el paro y los que escribían novelas de espionaje como John le Carré, tenían que inventarse muchas cosas y situaciones.

Nunca se recuperó aquella intriga tremenda de lo que pasaba al otro lado del telón de acero: la Luvianka o la KGB. Todos aquellos nombres que a los lectores de la novela de espionaje nos gustaban tanto. Hay pocos grandes escritores de novelas de espionaje”.

 

El autor

Eduardo Mendoza, nació en Barcelona en 1943. Hijo de Eduardo Mendoza Arias-Carvajal, fiscal, y de Cristina Garriga Alemany, hermana del escritor e historiador Ramón Garriga Alemany, estudió un año en una escuela de las monjas de Nuestra Señora de Loreto, otro en una de las Mercedarias y, finalmente, a partir de 1950, en el colegio de los Hermanos Maristas.

Después de licenciarse en Derecho en 1965 en la Universidad Autónoma de Barcelona, viaja por Europa y al año siguiente consigue una beca en Londres para estudiar Sociología.

A su regreso en 1967 ejerce la abogacía en la asesoría jurídica del Banco Condal, que abandona en 1973 para irse a Nueva York como traductor de la ONU (Organización de las Naciones Unidas).

Su obra literaria, que empieza en 1975 con la publicación de ‘La verdad sobre el caso Savolta’, está generalmente ambientada en su Barcelona natal, combinando la descripción de la ciudad en épocas anteriores a la Guerra Civil Española y en la actualidad.

Ha recibido, entre otros, el Premio Liber 2002, el Premio Planeta 2010, el Premio Nacional de Cultura de la Generalitat de Cataluña 2013, el Premio Franz Kafka 2015, el Premio Cervantes 2016 y el Premio Internacional de Novela Histórica Barcino 2020.

 

 

L. Sedó
eMagazine 39ymas.com

Imágenes tomadas en la rueda de prensa vía online

Ver:
> Eduardo Mendoza – Su novela ‘Las barbas del profeta’ 
> Eduardo Mendoza – ‘El negociado del yin y el yang’ 
> Raimon Panikkar – ‘Ecosofía’, la Tierra como ser vivo
> José Luis Muñoz – Su colección de relatos ‘Malditos amores’ 
> Charles Spence – ‘Gastrofísica – La nueva ciencia de la comida’ 
> Elio Quiroga – ‘Astral’ – El viaje astral de una adolescente
> Naomi Klein – ‘En llamas’ – Argumento del Green Deal 
> Jean-Michel Guenassia y ‘La vida soñada de Ernesto G.’ 
> Joyce Carol Oates – Premio Pepe Carvalho 2021 
> José Ovejero – ‘Humo’, un relato de vida y supervivencia
> Raül Garrigasait – Autor del ensayo ‘La ira’ 
> Elvira Lindo – Poderosa narradora en ‘A corazón abierto’ 

_________

Algunas de sus obras:

La verdad sobre el caso Savolta (1975).
El misterio de la cripta embrujada (1979).
El laberinto de las aceitunas (1982).
La ciudad de los prodigios (1986), Premio Ciutat de Barcelona.
La isla inaudita (1989).
Sin noticias de Gurb (1991, 2011 y 2014),
El año del diluvio (1992).
Una comedia ligera (1996), Premio al Mejor Libro Extranjero en Francia, referido además a todo el conjunto de su obra.
La aventura del tocador de señoras (2001), Premio al Libro del Año del Gremio de Libreros de Madrid.
El último trayecto de Horacio Dos (2002).
Mauricio o las elecciones primarias (2006), Premio de Novela Fundación José Manuel Lara.

Más:

El asombroso viaje de Pomponio Flato (2008), Premio Terenci Moix y Pluma de Plata de la Feria del Libro de Bilbao.
Tres vidas de santos (2009), libro de relatos.
El enredo de la bolsa y la vida (2012).
Los soldados de Cataluña, (2015), Premio de la Crítica.
El secreto de la modelo extraviada (2015).
Teatro reunido (2017).
Qué está pasando en Cataluña (2017), ensayo.
El rey recibe (2018).
El negociado del yin y el yang (2019).
Riña de gatos. Madrid 1936 (2010; Seix Barral, 2020), Premio Planeta 2010 y Premio del Libro Europeo.
Las barbas del profeta (2017; Seix Barral, 2020)
Transbordo en Moscú (2021).