Masajes – Técnicas para dar o recibir un buen masaje

 

[Activa tu belleza Activa tu salud]

 

Los masajes consisten en someter a determinadas partes del cuerpo a fricciones, golpes o amasados, superficiales o profundos, aplicados con las manos o las yemas de los dedos y sirven para reafirmar los tejidos y estimular la circulación.

 

Normas generales

Los masajes tiene que ser siempre suaves, lentos y rítmicos y deben ser aplicados por un profesional. Pellizqueo, amasamiento, vibraciones…, existen varias formas específicas de dar masaje, que son complementarias. El masaje nos da sensación de bienestar y nos recarga de energía.

El masaje, en algunos países como el Japón o Suecia, forma parte de la higiene de la vida. En China se llama «ngan mo», lo que significa «sentir y calmar con las manos». La palabra española viene del árabe «mass», que significa tocar o palpar.

> Todo masaje empieza con un rozamiento (effleurage), con la palma de las manos o la punta de los dedos, el masajista desliza ligeramente la mano sobre la piel, apretando más, cuando va en dirección al corazón: de abajo hacia arriba en las piernas y el vientre, de arriba a abajo en lo hombros y el cuello.

> La segunda técnica llamada amasamiento, consiste en apretar y amasar.

> Después viene el pellizcado rodado (pincé roulé), una técnica que se puede aplicar uno mismo: coger la piel entre el pulgar, el índice y el corazón, y hacerla rodar entre los dedos. Esta técnica flexibiliza la piel, quita las toxinas y relaja.

> Por último las percusiones hechas con la punta de los dedos, con el borde de la mano o incluso con los puños cerrados. Esta técnica estimula.

> Todas las técnicas de masaje mejoran la circulación sanguínea, estimula en funcionamiento de los órganos y de las glándulas. Puede curar problemas digestivos, músculos tensos o estreñimiento.

> El masaje en una zona dolorida, mientras no sea lumbago o ciática, se puede hacer pero ligero.

> El masaje debe hacerse con las dos manos, entre ellas se crea una corriente magnética más fuerte que con una sola.

> Se debería dar masaje en cuanto se sienta tensión, se sufra insomnio o se esté contraído.

> Hay que tener en cuenta que el masaje no suple nunca a la gimnasia.

Un masaje mal dado puede causar moraduras, por lo que hay que ser muy prudente cuando uno se da masaje a sí mismo. A cierta edad, los masajes demasiado repetidos pueden ocasionar aflojamiento de los tejidos en algunos puntos (el vientre, los muslos) aunque, en general el masaje tiene una acción benéfica al descongestionar y suavizar la piel.

En los masajes se deberán evitar zonas como el pecho (si no es un rozamiento ligero (effleurage), el hueco de las axilas, la ingle, la cara interna de los muslos, la parte de atrás de la rodilla, debido a que estas zonas son ricas en vasos sanguíneos y linfáticos, lo que podría provocar fatiga o subidas de fiebre.

 

Equipo Torrese

 

Ver:
> Tratamientos antiestrés I – Aromaterapia, Balneoterapia, Biofeedback, Cromoterapia, Champi, Chi-kung, do-In, Hidroterapia y Kinesiología.
> Tratamientos antiestrés II – Masajes californiano y energético, masoterapia, meditación, micromasaje chino, ozonoterapia, quiromasaje, reflexología.
> Tratamientos antiestrés III – Reiki, Risa, Arteterapia, Técnicas Alexander, Feldenkrais, Traeger, Autodiálogo…
> Masaje californiano – Un masaje que modifica la energía de cada célula.
> Shiatsu – Ayuda a eliminar tensiones, cansancio y el estrés nervioso y muscular.
> Diferentes clases de masajes.
> Yoga y relajación – Aumenta la vitalidad del cuerpo, purifica la sangre y proporciona equilibrio mental.
> Shiatsu – Ayuda a eliminar tensiones, cansancio y el estrés nervioso y muscular
.  

 

Páginas de origen de las imágenes:
sanar.org 

 


 

 

 

9 – 09-03-2017
8 – 24-09-2015
7 – 24-04-2014
6 – 10-11-2012
5 – 18-06-2012
4 – 07-07-2011

3 – 17-07-2010
2 – 16-10-2009
1 – 05-10-2008