Isabel Coixet – «La elaboración de un guión es lo mejor»

 

[Barcelona Eventos / Cultura – Cine / Mujeres Hoy]

 

Ateneu Barcelonés, Sala de Actos ‘Oriol Bohigas’, Barcelona
Entrevista a Isabel Coixet, cineasta
26 de octubre de 2015 

isabel-coixet-entrevista-550-1-ok-ok
Fotografías: ©2015 L. Sedó

En el marco del «Ciclo con ojos de mujer» la periodista de La Vanguardia, Maricel Chavarría ha entrevistado a la internacional directora de cine Isabel Coixet. El acto organizado por L’Observatori Cultural de Gènere (El Observatorio Cultural de Género)
con la colaboración del Ateneo Barcelonés, y el patrocinio del Ayuntamiento de Barcelona y la Generalitat de Catalunya, ha registrado un lleno absoluto de público ansioso por escuchar las declaraciones de Coixet. Mª Àngels Cabré, directora del Observatori Cultural de Gènere, ha presentado el acto.

isabel-coixet-entrevista-550-2
Fotografías: ©2015 L. Sedó

Maricel Chavarría le pregunta por la protagonista de su película “Nadie quiere la noche”, Juliette Binoche.

– Nos conocemos desde hace 14 años cuando un productor italiano nos ofreció un proyecto precioso: una película sobre el rodaje de una película en el que el último día de rodaje la actriz principal desaparece del estudio. Un caso real que ocurrió durante la última Guerra Mundial. Supuestamente la actriz pertenecía a la resistencia.

Nos reunió en París y Binoche y yo nos caímos muy bien. Cuando más entusiasmadas estábamos con el proyecto, el productor italiano desapareció.

¿Cómo surgió el proyecto de “Nadie quiere la noche”?  

– El guionista Miguel Barros, responsable del guión de “Blackthorn”, me presentó hace cinco años el guión de “Nadie quiere la noche”.  El trabajo está basado en una historia real: la mujer del explorador Robert Peary, descubridor del Polo Norte, que en aquel tiempo se consideraba la última frontera, quiere compartir el éxito del descubrimiento con su marido y se traslada allí.

La protagonista realiza un viaje temerario por lugares inhóspitos y su encuentro con una mujer inuit, Allaka, cambia sus rígidas ideas sobre el mundo, la vida y el amor. Pensé que era un papel para Juliette.

isabel-coixet-entrevista-550-3
Fotografías: ©2015 L. Sedó

¿Tu fascinación por el cine empieza desde muy niña?

– De pequeña iba al cine Texas de Barcelona donde mi abuela era la taquillera. Yo creía que los personajes de las películas estaban detrás de la pantalla. Un día me dejaron entrar en la cabina y ví a un señor que manipulaba unos rollos. Me explicó que las imágenes iban a 24 por segundo y que cuando pasaba la luz se movían. No entendí nada.

Cuando acabé la universidad encontré trabajo en una agencia de publicidad a través de una amiga. Entré como ayudante a prueba por tres meses y después ya me quedé.

¿Y qué hacías exactamente?

– Aprendí muchísimo. Por ejemplo, en los primeros meses en la agencia me dejaron estar en el rodaje de un anuncio con John Alcott, director de fotografía de “2001 – Odisea en el espacio”. Era ya muy mayor y casi ciego, pero ver cómo iluminaba fue una gran lección. Ponía la cara delante de los focos y según sentía el calor en la cara daba instrucciones.

isabel-coixet-entrevista-550-4
Fotografías: ©2015 L. Sedó

¿Cuándo quisiste hacer cine, tuviste que irte fuera, verdad?

– No, no, eso es una entelequia. Mi primera película la hice aquí “Demasiado viejo para morir joven”. Fue en 1988, con Carmen Elías y Emma Suárez. La película fue un fracaso.

Lo que hice fue mucha publicidad en diferentes lugares del mundo. Escribí el guión de “Cosas que nunca te dije” en EE UU. No encontré dinero en ningún sitio para realizar la película y, al final, la hice con el dinero que había ganado haciendo publicidad.

Nadie se interesó por mi guión, pero en cuanto se estrenó la película, entonces me empezaron a llamar.

“Aprendiendo a conducir”, ¿tiene algo de autobiográfico? ¿Aprendiste a conducir cuando te separaste del padre de tu hija?

– El guión de esta película me lo pasó Patricia Clarkson, que había comprado los derechos. Es un relato de diez páginas de Katha Pollitt publicado en The New Yorker, que cuenta la historia de una mujer de unos cincuenta años que decide aprender a conducir después de separarse. Son anécdotas muy sencillas. Y, aprendiendo a conducir, su vida vuelve a tener sentido.

Fuimos con esta historia a muchas productoras pero todas querían cambiar algo, que si la protagonista en lugar de tener cincuenta años podría tener treinta, que porque no se incluía una tórrida historia de amor… Finalmente hace tres años encontramos a unos productores peruanos que nunca se habían dedicado al cine pero que decidieron invertir en esta película.

isabel-coixet-entrevista-550-5
Fotografías: ©2015 L. Sedó

Hablando de actrices, ¿es verdad que llegó un  momento que no podías más con Patricia Clarkson por su obsesión con las arrugas de su cuello?

– Las actrices tienen una presión terrible. Patricia es muy atractiva y quiere salir en pantalla sin arrugas. En algunas secuencias quería cambiar la luces de lugar y, aunque tuvimos mucho cuidado filmándola, algunas veces te tienes que enfadar.

Juliette Binoche es de una belleza abrumadora y muy inteligente. El afán de perfección las mata. Realizan sacrificios constantes, casi no comen…

En Hollywood hay muy pocas actrices de más de cincuenta años que trabajen regularmente como Meryl Strep o Julianne Moore, ¿será porque dicen sí a todo? Meryl ha protagonizado 90 películas y sólo en una de ellas fue dirigida por una mujer.

La plaga mayor que existe son los agentes de venta internacionales. Son los intermediarios que cada vez tienen más poder. Me pasaron un listado de actrices clasificadas según su valor en el mercado internacional. Así que estos agentes se preguntan, por ejemplo, ¿cuánto pagará Rusia por Patricia Arquette?

isabel-coixet-entrevista-550-6
Fotografías: ©2015 L. Sedó

No puedo dejar de preguntarte por la política en España y en Catalunya.

– Yo soy de los catalanes que les da mucha pereza la independencia. No es práctico. Tengo un gran respeto por la política y veo que hay gente que se pone a hacer  política con una irresponsabilidad total.

Teniendo en cuenta que soy muy frívola, no sé… me dicen que Antonio Baños de la CUP viene de una banda de rock, me vienen a la cabeza las lecturas de verano de Inés Arrimadas de Ciudadanos…, me pregunto qué formación tiene la presidenta del Parlament de Catalunya…, la semana pasada volviendo con mi hija a Barcelona desde Madrid en el último AVE, hacia las 12:00 de la noche, estábamos en la cola de los taxis y llovía. Alguien nos empuja para colarse delante de nosotras y coger el taxi primero. El personaje era Juan Carlos Monedero de Podemos… No vamos bien. Creo que lo que necesitamos son buenos gestores.  

Bien, otro tema: ¿En el proceso de creación es cuando desapareces?

– Sí, lo hago. La elaboración de un guión es lo mejor. Tengo cuatro guiones que no se han hecho ni creo que se puedan hacer. He perdido la confianza, el esfuerzo para llevar a término un proyecto es enorme y también depende del azar.

Háblame de cómo eres.

– Una persona que ha estado muy mal interpretada, muy honesta, con sentido del humor que también se ha mal interpretado, muy apasionada y obsesiva trabajando…

 

Dice también que ahora ha aprendido a trabajar con lo que hay, que nunca ha tenido un taquillazo, que la maternidad está sobrevalorada, que puede que sea más fácil para los jóvenes hacer cosas… se necesita savia nueva.

isabel-coixet-entrevista-550-7
Fotografías: ©2015 L. Sedó 

Termina la entrevista de Isabel Coixet, nacida en Barcelona en 1960, que estudió Historia Contemporánea en la Universitat de Barcelona, que trabajó como periodista en la revista Fotogramas y que dirigió anuncios por todo el mundo. Directora creativa de la agencia JWT, fundadora y directora creativa de la agencia Target y las productoras Eddie Saeta y Miss Wasabi Films, desde donde ha realizado destacados documentales y vídeo clips a los más variados músicos.

Una mujer, según ella, sencilla, que viene de una familia obrera. Una de las pocas directoras internacionales de cine, “puede que seamos unas nueve”, puntualiza.

Coixet cuando dirige sabe lo que quiere y cómo lo quiere en cada una de sus escenas. Lo tiene escrito en el guión con todo lujo de detalles. Cuida a sus actrices y actores y, nos confía riendo: “los llevo a comer y a cenar a buenos restaurantes. Aunque no tengáis cuidado que ningún actor o actriz nunca se han puesto la mano en el bolsillo para pagar”.

 

 

leo-caldetes-octubre-2015-300

 

 

 

 

Leonor Sedó
Barcelona, 26-10-2015  
____________

Películas
Nadie quiere la noche (2015) con Juliette Binoche
Aprendiendo a conducir (Leaning to Drive) (2014) con Patricia Clarkson y Ben Kingsley
Mi otro yo (2014) con Sophie Turner.
Ayer no termina nunca (2013) con Javier Cámara y Candela Peña.
Marea Blanca (documental – 2012)
Escuchando al juez Garzón (documental – 2011)
Aral. El mar perdido (cortometraje – 2010)
Mapa de los sonidos de Tokio (2009) con Rinko Kikuchi y Sergi López.
Elegy (2008) con Penélope Cruz y Ben Kingsley.
Invisibles (capítulo Cartas a Nora) (2007).
Paris, je t’aime (segmento Bastille) (2006) con Javier Cámara, Sergio Castellitto, Miranda Richardson y Leonor Watling.
La vida secreta de las palabras (The Secret Life of Words) (2005) con Sarah Polley, Tim Robbins, Javier Cámara y Julie Christie.
¡Hay motivo! («La insoportable levedad del carrito de la compra») (2004).
Mi vida sin mí (My Life Without Me) (2003) con Sarah Polley, Mark Ruffalo y Alfred Molina
A los que aman (1998)
Cosas que nunca te dije (Things I Never Told You) (1996).
Demasiado viejo para morir joven (1989).
Mira y verás, cortometraje, 1984.

Premios
Premio Nacional de Cine y Audiovisual de Cataluña (2002) por la película «Mi vida sin mí».
Premio Ojo Crítico de Cine en su XIV Edición por la película, «Mi vida sin mí», por la sinceridad y sensibilidad de su lenguaje cinematográfico.
Caballero de la Orden de las Artes y las Letras (2015) por su aportación el mundo del arte y la cultura.