Herencia – Informaciones

 

 

Legítima de los descendientes


En Catalunya (España), la única legítima que existe es la de los hijos. Les corresponde una cuarta parte del valor de la herencia, a partes iguales. Las tres cuartas partes restantes se pueden legar por testamento a quien se quiera. En cambio, en los territorios regidos por el Código Civil español, la legítima de los hijos y descendientes es de dos terceras partes de la herencia. Un tercio a partes iguales, y otro, el de mejora, de libre reparto.

 

Legítima de los ascendientes


Fuera de Catalunya, si el fallecido no tiene descendientes, los ascendientes tienen derecho a la mitad de sus bienes, excepto si hay viudo o viuda, en cuyo caso la legítima es un tercio.

 

Legítima del viudo o viuda


Según el Código Civil español, si hay hijos o descendientes, el cónyuge tiene derecho al usufructo (derecho de usar los bienes sin tener su propiedad) del tercio de mejora; si no hay descendientes pero sí ascendientes, al usufructo de la mitad de la herencia; si no existen ni descendientes ni ascendientes, el viudo tendrá el usufructo de dos tercios de la herencia.

 

Sucesión intestada

Si no hay testamento, todos los bienes del fallecido corresponden a los hijos a partes iguales
. El Código Civil español establece que los nietos y demás descendientes hereden si faltan sus padres; si no hay descendientes, heredan los ascendientes; y si éstos faltan, el cónyugue, hermanos, sobrinos y demás parientes hasta cuarto grado.