Formas de ahorrar energía – Cómo reducir el gasto energético de nuestros hogares

 

[Medio Ambiente

 

El consumo medio de las viviendas en España supone alrededor del 10% de las emisiones de gases de efecto invernadero. La calefacción y el agua caliente representan dos terceras partes del gasto, por una tercera parte de los electrodomésticos, luz y cocina. A continuación les detallamos los principales consumos y algunos consejos útiles para reducir el gasto energético.

Aire acondicionado
Una diferencia de más de 12º con el exterior no es saludable. Ventilar durante las horas más frescas para ahorrar energía.

Basura
Reciclar. Cada español genera una media de 620 kilos de basura al año. Más del 65% de toda la basura que se genera en España es recuperable o reciclable.

Coche
El uso del coche privado supone el 15% del total de la energía que se gasta en España. Usarlo menos, utilizar más el transporte público siempre que sea posible. Compartir el vehículo con los compañeros de trabajo. No utilizarlo en trayectos cortos. (100 árboles/10.000 kilómetros anuales).

Ducha/baño (agua caliente)
Ducharse en lugar de darse un baño supone un ahorro de unos 270 kilogramos de CO2 al año, el equivalente al reciclaje de 13 árboles. 35º es una temperatura del agua más que suficiente para el aseo personal.

Frigorífico y congelador
Ajustar la temperatura a 6º en el frigorífico y a 18º la del congelador. Menor temperatura es un gasto innecesario que supone un 5% más de consumo por grado de menos. Comprobar que cierre bien y limpiarlos habitualmente.

Horno
Utilizar el microondas en lugar del horno supone un ahorro de entre el 60 y el 70% de energía. Evitar abrir la puerta del horno innecesariamente. Cada vez que se abre se pierde el 20% del calor acumulado.

Iluminación
Sustituir las bombillas incandescentes por lámparas de bajo consumo. Para un mismo nivel de iluminación, se ahorras hasta un 80% de energía y duran ocho veces más. Cambiar, con prioridad, las que estén más tiempo encendidas.

Lavadora
La mayor parte de la energía que consume se utiliza para calentar el agua, por lo que es muy importante lavar, siempre que se pueda, con los programas de baja temperatura. Si se lava a 60º gasta la mitad que si lo hace a 90º.

Lavavajillas
A plena carga es un  60% más eficiente que lavar a mano con agua caliente. Aclarar la vajilla con agua fría antes de meterla en el lavavajillas. Utilizar programas cortos y económicos.

Ordenador-impresora-módem
Cuando no se vayan a usar los equipos durante un tiempo prolongado (15 minutos o más) no olvidar apagarlos. Para pausas cortas desconectar la pantalla del PC, que es la responsable de la mayor parte del consumo energético. Se ahorrará energía y se evitará reiniciar el equipo.

Placas de cocina
Procurar que los recipientes sean mayores que las placas y usar tapas para ahorrar de esta manera un 20% de la energía.

Radiadores
Aunque la sensación de confort sea subjetiva, se puede asegurar que, en invierno, una temperatura de entre 19º y 21º durante el día es suficiente para la mayoría de personas. Por la noche, basta tener entre 15º y 17º. Por cada grado que bajemos la calefacción, ahorramos un 7% de energía. Usar programadores para activar y desactivar la calefacción según se esté en casa o no.

Secadora
Consume mucha energía para el poco tiempo que se utiliza. Por tanto, es recomendable limitar su uso a situaciones de urgencia y secar la ropa al sol siempre que se pueda.

Stan-by
Con la universalización de los mandos a distancia son ya muy pocas las personas que apagan totalmente algunos electrodomésticos (televisión, vídeo, DVD, ordenador, impresora, etc…) y lo dejan en modo stan-by. El modo stan-by puede llegar a suponer entre el 5 y el 10% del gasto eléctrico de una casa. Por lo tanto es mejor apagar completamente estos electrodomésticos y, si resulta incómodo, instalar regletas de enchufes para poder apagar varios aparatos a la vez.

Televisión,   DVD, vídeo
Encenderlos sólo cuando se vayan a utilizar. Muchas personas enciende la televisión automáticamente cuando llegan a casa aunque luego no le presten casi atención.

Ventanas
Entre el 25% y el 30% del calor se pierde por el mal aislamiento de las ventanas. Revisarlas en caso de detectar deficiencias. Unas buenas ventanas no consumen, pero evitan gastos innecesarios.

Consejo

A la hora de comprar electrodomésticos nuevos, elegir los de bajo consumo (letra A). Cada letra que se avanza en el abecedario significa un mayor gasto.

 

 
De la revista Cancha, editada por Caja Navarra, nº 18
Nota:
Todos los consumos están comparados con el número de árboles que se necesitan para reciclar el CO2 emitido por cada uno de los aparatos. Un árbol recicla 20 kilogramos de CO2 al año. Por ejemplo, el gasto energético de una secadora emite de media 40 kilogramos al año de CO2, con lo que serían necesarios 2 árboles para reciclar sus emisiones.

Ver:
Planeta Tierra, equilibrio roto – I
Planeta Tierra, equilibrio roto – II
El planeta en peligro
Qué hacer cada día para ahorrar energía – I
Qué hacer cada día para ahorrar energía – II
Una verdad incómoda 

 

Página de origen de la imagen:
hiscec.com/es/News/e_Commerce/Energy_Saving_Tips

 

 

 

 

 

 

 

7 – 30-12-2014
6 – 04-03-2014
5 – 23-08-2012
4 – 03-01-2012
3 – 03-06-2009

2 – 01-01-2009
1 – 01-05-2007 – Revista Cancha marzo 2007