El Feng Shui – El arte de tirar los “trastos”

 

[Tendencias

 

El Feng Shui  es una práctica de origen chino que aspira a la armonía de las personas con su entorno emocional, físico y mental. Uno de los aspectos en los que incide es el aprender a desprenderse de aquellos objetos que no sólo nos aferran al pasado y nos impiden progresar, sino que también convierten nuestras viviendas en una especie de almacén de objetos perdidos. 

El ejercicio básico consiste en fotografiar nuestra casa habitación por habitación. Después, tras el primer golpe de vista, comprobar qué cosas nos hacen falta, cuáles nos molestan pero no podemos desprendernos de ellas por motivos sentimentales y cuáles no nos aportan absolutamente nada. Una vez que hemos realizado esto, metemos esos objetos inútiles durante un tiempo en una caja. Si pasados unos meses no hemos abierto la caja, el significado es claro: no los necesitamos, no los usamos y, además, no nos gustan. Ésta es la recomendación de Vicente San Juan, presidente de la Asociación Española de Feng Shui, para que nuestras casas no se llenen de “trastos”, el término con el que el Feng Shui denomina a todo aquello que, por decirlo contundentemente, sobra. 

Para el Sr. San Juan, “un objeto, por muy bello que sea, brilla mucho menos, si está rodeado por otros cinco. Además, tendemos a poseer cosas que nos conducen al pasado y, aunque creamos lo contrario, lo que hacen es impedirnos avanzar. No hablo de deshacernos de todo, pero sí de diferenciar aquello que nos ayuda de aquello que nos perjudica”. Pero, en una sociedad que tradicionalmente ha hecho acopio de todo lo imaginable, “es difícil”. Por eso el Feng Shui trata de que, en primer lugar, “las personas analicen qué les lleva a guardar tanto, qué nos obliga a quedarnos con un vestido por si alguna vez adelgazamos 4 tallas. Ocurre lo mismo con los electrodomésticos: hay equipos compactos que hacen la vez de ordenador, televisión, vídeo, dvd y cadena de música. O los álbumes de fotos, que se pueden guardar perfectamente en cedés”. En relación a los pisos de menor tamaño, San Juan lanza un mensaje evidente: “En casos así, ya no es una cuestión de elegir, sino de pura necesidad. Hay que aligerar el espacio porque, de lo contrario, no tendremos una casa, sino un lugar en el que dormir. Estaremos deseando salir a la calle para respirar”.

 

 

De la Revista Cancha, editada por Caja Navarra, nº 20
cancha@delfos.can.es

 

Ver:
Feng Shui es salud – Herramienta principal para garantizar un buen descanso 
La habitación de matrimonio y el El Feng Shui 

 

Página de origen de la imagen:
3contigo.com

 

 

 

 

 

 

 

3 – 17-09-2015
2 – 24-03-2014
1 – 09-10-2007 – septiembre 2007