Carmen Posadas – ‘El testigo invisible’

 

La escritora Carmen Posadas presenta ‘El testigo invisible’, un retrato de la dinastía de los Romanov durante las dos primeras décadas del siglo XX, un periodo histórico convulso en Europa. La historia, que tiene como trasfondo histórico  la muerte de la familia imperial rusa, el asesinato de Rasputín y otros hechos que desembocaron en la revolución rusa, es contada por un personaje real. Sólo una persona salió viva de la casa en la que fusilaron a los zares en Siberia.  Un pinche de cocina de 15 años al que el verdugo, la misma tarde del asesinato, ordenó que abandonara la casa.

El protagonista de este relato es Leonid Sednev, un hombre de 92 años que, en su lecho de muerte, cuenta lo que vivió entre 1912 y 1918, un tiempo en el que trabajó como deshollinador en el palacio Aleksandr, donde vivían los zares de las Rusias con sus hijos. «Esta es una historia de arriba y abajo, sobre la vida de los señores y la vida de los criados», señalada la escritora. Por ello se muestra un «punto de vista interesante», el de aquellos «testigos invisibles» de todo lo que ocurre, «la intrahistoria» de lo que se conoce, en palabras de Posadas.

En su trabajo de investigación, la autora encontró documentos que sacaban a la luz «romances», así como una nueva versión sobre la muerte de Rasputín, escondida en los documentos desclasificados en Reino Unido. «Los servicios secretos británicos sabían que Rasputín estaba muy en contra de que Rusia estuviera en guerra, y pensaban que si Rusia salía de este conflicto los batallones se volverían hacia el frente aliado», explica la escritora. Cuando leyó el diario del Zar se dio cuenta de la «enorme paradoja de la historia», ya que Rasputín no fue consciente de lo que estaba ocurriendo. «El día que estalló la revolución él estaba pensando en jugar al dominó. Qué increíble es como uno puede no ser consciente de lo que ya tiene encima», afirma.

Para Posadas, todos los documentos consultados, entre los que se incluyen diarios de los zares y de sus hijas, han sido vitales, ya que considera esencial conocer bien el contexto de estos sucesos, «desde aquello que se comía, hasta qué juegos de cartas se jugaban». Tal y como indica su título, el protagonista de esta historia es testigo de conversaciones y escenas que más tarde pasarán a formar parte de la historia. Entre ellas, Posadas narra el momento en el que Leonov ve cómo unos hombres tiran al río un bulto: el cadáver de Rasputín.

La autora de ‘La Cinta roja’ y ‘La Bella Otero’ regresa a la novela histórica de nuevo, un género que le gusta más «a medida» que envejece. Su anterior relato fue policíaco, pero admite que le gusta la investigación, ya que le permite profundizar en los sucesos que le interesan.

Carmen Posadas (Montevideo, 1953) Reside en Madrid desde 1965, aunque pasó largas temporadas en Moscú, Buenos Aires y Londres, ciudades en las que su padre desempeñó cargos diplomáticos. Comenzó escribiendo para niños y en 1984 ganó el Premio Ministerio de Cultura. Es autora, además, de ensayos, guiones de cine y televisión, relatos y varias novelas, entre las que destaca Pequeñas infamias, galardonada con el Premio Planeta de 1998. Sus libros han sido traducidos a veintitrés idiomas y se publican en más de cuarenta países. La acogida internacional, de lectores y de prensa especializada, ha sido inmejorable. Pequeñas infamias recibió excelentes críticas en The New York Times y en The Washington Post. En el año 2002 la revista Newsweek saludaba a Carmen Posadas como «una de las autoras latinoamericanas más destacadas de su generación». Su última novela, Invitación a un asesinato continúa la línea de éxito entre los lectores.
 
Carmen Posadas también ha sido galardonada con el premio Apel•les Mestres de literatura infantil y el Premio de Cultura que otorga la Comunidad de Madrid.

 

Ciclo de charlas-coloquio Condición Literal de la Fundación Caja Castellón
Salón de Actos del Edificio Hucha de la Fundación Caja Castellón
06 de febrero de 2013 a las 19.30 horas
 
Imagen cedida por la Fundación Caja Castellón