Fundación ANNA O.

Asistencia a mujeres en crisis o dificultad social



La Fundación ANNA O. nacida en Málaga (España), es una Entidad no lucrativa con fines asistenciales cuya labor se enmarca dentro de un Programa de Salud Alternativo de atención psicoanalítica bajo la denominación de Programa de Asistencia Integral a Mujeres, en Crisis o Dificultad Social.


La labor desplegada en ANNA O. tras muchos años de trabajo incansable (1993), ha permitido que se beneficien de sus servicios cerca de 10.000 personas directas e indirectas. Cada año, cientos de ellas entre mujeres, hombres, jóvenes y niños acuden a la Fundación en demanda de una ayuda.


La depresión, las angustias, los ataques de pánico, las fobias, las dificultades de aprendizaje o de las relaciones entre padres e hijos, la violencia a mujeres, las agresiones a sí mismo o a otros, los malestares físicos acompañados o no, de dolor corporal como las fibromialgias, los intentos de suicidio, o la compulsión a comer, son algunos de los casos que los Centros de la Fundación ANNA O. atienden cada día.


Disponemos de nuestro propio Centro de Psicoterapia Psicoanalítica para Mujeres que está situado en la C/ Cañuelo de San Bernardo Nº 3 de Málaga, con capacidad para atender a 600 mujeres anualmente.


Historia


El origen de la Fundación ANNA O., aunque se constituyó legalmente en el 1998, se remonta al año 1992, cuando su fundadora Carmen Ruiz del Castillo, psicóloga y psicoanalista, a raíz de la escucha a las mujeres que acudían a su consulta y a las que ayudaba en su época de voluntaria, decidió crear un Programa de Asistencia Psicológica con el que poder abarcar la problemática de la mujer. Un espacio donde hablar de la violencia y el sufrimiento a través de la palabra, para que las mujeres pudieran expresar sus conflictos, cambiar su posición subjetiva y lograr su curación.


Cuando en aquel momento la fundadora estudió, junto a otras profesionales de la salud y la educación, la problemática de la mujer, se encontró con un vacío asistencial en lo referente a su salud mental, ya que la solución a sus dificultades, seguía siendo el apoyo en los fármacos como único recurso para enfrentarse a su sufrimiento. Su deseo era atender la necesidad de las mujeres ofreciendo un tratamiento asequible y difundir los múltiples beneficios de este tipo de terapia. Se diseñó entonces un Programa de Salud Alternativo, basado en el psicoanálisis aplicado al grupo, que es el que viene realizándose desde hace 16 años en Málaga.


¿Quién era Anna O.?


Anna O. era el nombre clínico que el doctor Joseph Breuer, amigo de Sigmund Freud, asignó a una de sus pacientes, Bertha Pappenheim. Era la tercera hija de tres hermanas. Su nacimiento fue seguido por el de un cuarto hijo varón. Anna O. fue educada en una escuela católica aunque procedía de una familia de judíos tradicionalistas y tuvo la educación que normalmente se reservaba a las muchachas de buena familia.


En el año 1880, esta joven de 21 años comenzó a tener ciertos trastornos psicológicos cuando su padre cae enfermo de un absceso del pulmón. Al serle prohibido el cuidado de su padre, cuya extrema dedicación, la había llevado a dejar de comer, el cuadro se agrava y se presenta una histeria cuyos síntomas principales afectan a los ojos, estrabismo, diplopía. Había igualmente, parálisis del cuello, dolores de cabeza, anestesia del brazo derecho así como contracción de la mitad derecha del cuerpo. Estos síntomas se extendieron finalmente por todo el cuerpo. También se revelaron otros síntomas de conversión como perturbaciones del lenguaje, mutismo histérico y sobretodo el olvido radical de su propia lengua. Finalmente perturbaciones psíquicas en forma de alucinaciones angustiosas con percepción de serpientes. Todo ello acompañado de irritabilidad, rotura de vestidos, destrucción de objetos y vociferaciones.


Cuando muere el padre en abril de 1881, tras dos días de postración, el cuadro se agrava con la aparición de una ceguera histérica consistente en que la enferma no veía a ciertas personas que se encontraban delante de ella. Además hubo un claro fortalecimiento de las actitudes anoréxicas. A partir de éste momento, Breuer ve a su enferma varias veces al día, la alimenta personalmente con su mano y Anna O., ya no aceptará alimento de ninguna otra persona. Es en este momento cuando Anna O. habla de la cura por la palabra (“talking cure”). Dos meses más tarde, a causa de sus impulsos suicidas, se traslada al campo donde su médico seguirá viéndola varias veces por semana.


El final del tratamiento se sitúa en junio de 1882, fecha en la que Breuer declaró a Anna O. curada. Sin embargo no puede considerarse del todo exacto, puesto que más tarde hubo de ser hospitalizada en un sanatorio, lo que si era cierto es que a partir de 1887 apareció una mejora que se confirmaría en 1890, fecha en que se trasladó al medio materno, Francfort del Main.


Hasta aquí el caso clínico de Anna O. y el comienzo de la vida de Bertha Papenheim que transforma la producción de síntomas en producción creadora acotada al ámbito social. Asumió la dirección de un orfanato, fundó una asociación de mujeres y creó un hogar para muchachas en peligro social y para madres solteras dónde residirá hasta su muerte en 1936.


Realizó viajes a Europa del Este y al Oriente Medio y preparó sus intervenciones en numerosos Congresos en los que siempre se hizo notar por su talante belicoso y mordaz asumiendo la defensa de los débiles y los oprimidos.


Tres temas principales constituyen el armazón de su lucha:


Ö  La lucha contra la trata de blancas. Numerosos judíos del Este se veían privados de papeles de identidad; organismos de beneficencia les proporcionaban papeles falsos particularmente a las muchachas. Pero en realidad, un cierto número de estas organizaciones desembocaban en redes de trata de blancas que proveían de esta manera cadenas de burdeles, sobretodo en América del Sur.


Ö  Reivindicación de la cultura y la emancipación de la mujer.


Ö Algo que atañía a la ley judía, a la “agouna”. Agouna significa en hebreo una mujer cuyo marido la ha repudiado sin divorcio. Según la ley judía esta mujer no puede volverse a casar.


Hay en Anna O. una rebeldía que se manifiesta en cierta rivalidad con el hombre, pero sus posiciones son muy modernas pues ya se decanta una conducta de sufragista. Anna O. muere a los 77 años y aunque en las cartas que se conservan de ella se queja de álgias variables, estos dolores no le impiden llevar una vida activa y provechosa hasta el final de sus días.


Objetivos de la Fundación


Conseguir la integración social de las mujeres a través del desarrollo, la gestión y expansión por todo el territorio nacional del Programa denominado Programa de Atención Integral a Mujeres en Crisis o Dificultad Social.


Proteger y velar para que el contenido de este Programa de efectos terapéuticos y educativos, se aplique y transmita con fidelidad, tanto en su estructura interna articulada en fases de asistencia, formación al voluntariado y redes solidarias, como en su metodología y técnica grupal, extraídas de la enseñanza del psicoanálisis, del psicodrama y del grupo operativo.


Impulsar la creación de escuelas, o en su defecto, espacios de enseñanza para la formación de coordinadores/as de integración social, que serán los/as agentes, que aplicarán la técnica empleada en el Programa.


 


Fundación ANNA O.
e-mail: proyectossociales@fundacionannao.org
Más información:
http://fundacionannao.org  


Imágenes tal como aparecen en las webs:
loc.gov
mujeres-maltratadas-humilladas.blogspot.com
Fotografía cedida por SHIRA